7 pasos para limpiar la jaula de tu hámster

Para limpiar la jaula de tu hámster, es importante tener listo una bolsa de basura, una escoba de escritorio y un trapo húmedo.

Limpiar la jaula de tu hámster

Ahora vamos a separar la limpieza en dos grupos la que se realiza diario; limpieza diaria y la limpieza se que llevara acabo cada dos semanas; limpieza bimensual.

Limpieza diaria

1. Retire los desechos que vea superficialmente, como las bolitas de excremento y las partes del sustrato que estén de color amarillas, porque ahí hizo pipí.

2. Limpie el arenero, utiliza un colador de cocina para eliminar los residuos que puedan quedar presentes.

3. Limpie los accesorios; plataformas de madera o donde este sucio,con ayuda de una toalla limpia.

4. Utilice una escoba de escritorio para retirar los restos de excremento en las plataformas o accesorios de madera.

5. Lave la rueda de su pequeño, en caso de tener un poco de arena, pipi impregnada. Asegúrese de enjuagar bien para que no quede residuo de jabón.

6. Retira los recipiente de comida y agua del día anterior; limpia los recipientes.

7. Cambia el agua por agua fresca y rellena el tazón de comida.

Limpieza bimensual

1. Saque a su hámster de su jaula y colóquelo en un lugar seguro y cómodo.

2. Elija qué sexta parte del sustrato va a cambiar y retire todos los accesorios que pudieran estar arriba de él como juguetes, recipientes de alimentos y agua, etc.

3. Retire 1/6 del sustrato de toda la jaula, deposítalo en una bolsa de basura.

4. Limpie el fondo de la jaula con una mini escoba y un trapo.

5. Añada una cantidad adecuada de sustrato fresco a la jaula. Este debe de ser inodoro y de preferencia blanco, para identificar los desperdicios de pipí

6. Vuelva a colocar los juguetes y otros accesorios en el interior del terrario y proporcione comida y agua fresca.

7. Vuelva a poner a su hámster en el terrario.

Recuerda que los hámsters son animales muy limpios, ellos harán sus desechos en alguna esquina, madriguera, o incluso en su arenero facilitando limpiar la jaula de tu hámster.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *